Libertad de expresión y comunicación

viñeta 2En estos días convulsos y oscuros donde la falta de transparencia en la acción y gestión política, junto al engaño o a las promesas incumplidas se convierten en el modus operandi normalizado, y además le sumamos el encorsetamiento y control férreo de los medios de comunicación que impiden la circulación de la información en todas sus vertientes, porque no es del interés del gobernante de turno, vislumbra un futuro nada halagüeño y alejado de la protección de muchos derechos fundamentales. Entre ellos el de la libertad de expresión y comunicación.

            Si la tendencia actual en todos los ámbitos, donde la derechización política es un hecho cada vez más asentado, se orienta hacia la reducción del estado del bienestar, la libertad de pensamiento, la polarización ideológica, la vulneración de principios básicos, pues poco nos queda ya como no sea la opinión libre, aunque muchos afirman que hasta en eso somos filtrados. Metidos en el mundo de la tecnología, cada vez es más factible esta posibilidad, aunque también es cierto que con la llegada de internet la información es más accesible y los poderes fácticos se las ven y se las desean para impedir que la transparencia  informativa circule por la red.

El Naciente Digital

Adaptándonos a las nuevas tecnologías, El Naciente comienza una nueva era a partir de este momento. Haciéndose poco viable en estos momentos el mantener el soporte en papel del periódico hemos abierto una puerta a la digitalización del mismo y las nuevas comunicaciones que se publiquen se realizarán a través de la web que publicamos para tal fin.

Página 2 de 2